viernes, 21 de octubre de 2016

Reseña: Todos Mis Terrores Nocturnos, de Moi Gascón




Sinopsis:

Una línea de autobús que se creía suspendida pero sigue realizando su trayecto nocturno. Un camello atrapado en su coche en mitad del desierto. Un viaje contrarreloj con un siniestro trivial mortal. El cumpleaños perfecto para un niño de diez años. Un concurso televisivo en un piso vacío, un parque de atracciones abandonado o las hazañas de un enfermizo payaso.

Esto y mucho más en dieciocho escalofriantes relatos poblados de sueños, sangre, vísceras y terror, todo ello prologado por un maestro del terror como es Tony Jiménez.

Ten cuidado con lo que sueñas, podría hacerse realidad.

Opinión:

Le tenía muchas ganas a esta antología. Escrita por Moi Gascón, con prólogo de Tony Jiménez, en el que nos habla del mejor terror de los ochenta y del maestro King, a la par que resalta la facilidad de Gascón para trasladarnos a esos años de oro con sus palabras, y con increíble portada de Marco Gómez, en sus páginas nos adentramos en las peores pesadillas del narrador.
Pero vamos a diseccionar uno a uno los dieciocho relatos que componen esta novela, eso sí, sin spoilers.

- Un cuervo en la noche: Relato corto donde nos habla de la muerte. La verdad es que me ha gustado mucho.

- Línea Mortal: En él, encontramos un autobús que hace una curiosa ruta, y a un heavy que hará todo lo posible por devolverle algo perdido a una bella joven. Buena premisa y con un giro final interesante. Genial el guiño a IT, de King.

- El Retrato: Comienza como una historia de fantasmas, pero va mucho más allá. Y es que no todo es lo que parece.

- Cumpleaños Feliz: De los que más me han gustado, ya que, como es costumbre en Gascón, parece que el relato vaya por un lado pero finalmente, te sorprende. Deja un muy buen sabor de boca.

- El Buitre: De esas historias donde lo pasas mal con el protagonista, sintiendo en algunos momentos su angustia. Y con un par de recordatorio que no debemos olvidar: Pennywise vive y El pollo Popeye es la polla.

- Cuenta Atrás: Me recordó a la época de los noventa y el auge de series de extraterrestres como Expediente X y películas tipo Independence Day.

- El show debe continuar: Me encantó la forma de narrar su pasión la música. Corto e intenso.

- Un viaje por el reino del terror: Interesante trivial sobre películas de terror, a lo Scream, pero con un asesino aún más psicópata si cabe y una víctima a la que le deseas lo peor. Debo reconocer que fallé alguna de sus preguntas.

- Noche de paz, noche de muerte: Con aires a La rebelión de las máquinas y críticas al consumismo, es un relato que refleja perfectamente la locura de las fechas navideñas, salvo por un detalle: esperemos que las máquinas no despierten contra nosotros estas navidades.

- Arañas: Angustioso. Si ya de por sí las arañas no suelen ser portadoras de buenos augurios, en este caso, Moi consigue que lo pases realmente mal en las seis páginas que dura.

- Pobre Ray: Otra cosa que me gustó de la forma de narrar de Gascón fue que desarrolla muy bien los personajes, y este relato es un ejemplo de ello. Con un protagonista entre la inocencia y la violencia, nos trasladamos a un robo que sale mal. Y es que hay que tener cuidado cuando entras en casas ajenas.

- El plato está en la mesa: Dos enamorados se citan en un selecto restaurante. No digo más, no quiero chafaros el postre.

- Flecos: Me ha encantado la riqueza de este relato. Y es que tenemos a un payaso a lo Pennywise pero con historia detrás, humano, que en algún momento dejó de serlo. Personajes que se entremezclan, y un ser omnipresente que lo corrompe todo y del que considero que Moi debería crear una novela en solitario y explorar así su historia: Grogh.

- No todo está perdido: Otro relato que, a pesar de su corta duración, me encantó, y uno de los pocos donde vemos una pequeña luz al final del túnel.

- La pasta gansa: Historia de fantasmas que entrelaza a otros personajes de uno de los relatos de esta antología. Con moraleja.

- Mis terrores nocturnos: El que da nombre a la antología. Me ha gustado como mezcla la maldad humana con lo sobrenatural.

- Ecos: De mis favoritos. Trata de los fantasmas que vamos acumulando a lo largo de nuestra vida.

Como veis, hay historias de todos los temas, y aunque haya relatos que sobresalgan sobre otros, no hay ninguno que no me haya gustado.

¿Lo recomiendo?

Absolutamente. Es una antología con la que disfrutas de cada relato, y es ideal para leer durante la noche, arropado con una manta en el sofá. Muy recomendable.



2 comentarios:

A mi también me gustó mucho :)

Tu reseña es genial ^^ (http://www.chica-sombra.com/2016/08/todos-mis-terrores-nocturnos.html)

Publicar un comentario en la entrada